7 TRUCOS PRÁCTICOS PARA CUIDAR TUS PLANTAS

  • junio 3, 2018
  • ¡Me gusta!
7-trucos-practicos-para-cuidar-tus-plantas

Los 7 trucos prácticos para cuidar tus plantas que te proponemos, son básicos y aplicables a cualquier tipo de planta, pero no olvides que cada una tiene sus características específicas.

Las plantas son un elemento decorativo ideal, dan a tu casa un ambiente acogedor y natural. Pero no hay que olvidar que son seres vivos que merecen cuidados y mimos.

Si te gustan las plantas, te servirán estos trucos básicos para que se mantengan siempre bonitas, brillantes y frondosas:

1.- Averigua sus necesidades.

Cada planta tiene necesidades específicas de luz y agua. No olvides preguntar, cuando compres alguna, cuál es su ambiente idóneo. Si son de interior o no, si requieren mucha luz o les va mejor lugares más sombríos. También la frecuencia con la que deben ser regadas.

2.- Trasplanta a macetas de barro.

Cuando adquieres una planta suele estar plantada en maceta de plástico, con una dimensión reducida para su fácil transporte. Debes trasplantarla, en casa, en un tiesto más grande pensando que va a crecer y sus raíces van a aumentar. Debes hacerte con un buen sustrato para que arraigue bien.

3.- Déjalas siempre en el mismo lugar.

Una vez que hayas decidido donde vas a colocar tus plantas, procura no mudarlas mucho de sitio, tienden a acostumbrarse a un lugar y no les favorecen los cambios.

4.- Abónalas.

El uso de fertilizantes hará que crezcan sanas y bonitas. Los abonos químicos son fácil de encontrar en viveros y tiendas de plantas, también existen fertilizantes naturales como el poso del café, el agua de hervir verduras, cascaras de huevo, pieles de plátano, etc.

5.- Evita los parásitos.

A menudo las plantas se ven atacadas por otros seres que les son dañinos, si ves que en sus hojas aparecen manchas o están llenas de pequeños bichitos, puede que estén enfermas y haya que tratarlas. Acude a un vivero o floristería donde te recomendarán productos desparasitantes.

6.- Riega adecuadamente.

Tendrás que regar con la frecuencia que te hayan recomendado para la planta concreta, pero recuerda siempre, que el exceso de agua nunca es bueno.

7.- Asea tus plantas.

Para que estén brillantes y con apariencia saludable, no olvides limpiar sus hojas de vez en cuando, basta con pasar ligeramente sobre ellas un paño húmedo.

 

Categorias:
Hogar
  • junio 3, 2018
  • ¡Me gusta!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

La Útil