CUIDADOS BÁSICOS PARA EVITAR EL DOLOR DE ESPALDA

  • diciembre 16, 2017
  • ¡Me gusta!
cuidados-basicos-para-evitar-el-dolor-de-espalda

Cuidados básicos para evitar el dolor de espalda. Aproximadamente el 80% de la población acaba sufriendo esta dolencia en alguna ocasión. Siguiendo una serie de pautas e incorporando hábitos saludables a nuestra vida cotidiana, podemos paliar y prevenir el dolor de espalda.

Las posturas incorrectas, cargar peso, movimientos forzados, así como el sobrepeso y el estrés entre otras, pueden ser la causa del dolor de espalda. Y no solemos darnos cuenta de lo perjudiciales que son para nosotros determinados tics recurrentes que tenemos asimilados.

Se trata de adquirir e incorporar a nuestra vida unas costumbres de higiene postural que acaben a la larga pasándonos desapercibidas.

Sigue estas pautas:

  • No permanezcas de pie en la misma postura durante mucho tiempo.

    En el caso que sea inevitable procura hacer movimientos cargando el peso de una pierna a otra. Flexiona las rodillas levemente para evitar la tensión. Apoya uno de los pies en algún escalón para mantener la curvatura natural de la espalda, si es posible.

  • Agáchate flexionando las piernas.

    Nunca dobles la espalda para coger algo del suelo y mucho menos si pesa. Dobla las rodillas de manera que el esfuerzo de bajar y subir recaiga en las piernas y mantén la espalda erguida.

  • Siéntate pegando la zona lumbar al respaldo del sillón.

    Procura que la espalda esté bien apoyada y que los dos pies descansen, sin forzar, en el suelo. Si trabajas sentado, hazte con una silla anatómica y colócala a la altura adecuada para no flexionar la espalda. Cuando te levantes mantén recta la espalda y apóyate en los muslos o reposabrazos.

  • Acostúmbrate a dormir de lado con las piernas flexionadas.

    Puedes adoptar otras posturas tomando precauciones. Si duermes boca arriba coloca un cojín bajo la curva de las rodillas. Si lo haces boca abajo el cojín se pondrá bajo el abdomen entre las caderas.

  • Distribuye a ambos lados del cuerpo el peso a cargar.

    Si vas a la compra, mejor llevar dos bolsas, una en cada mano, con un peso similar. Es aconsejable dar más viajes que cargar mucho peso de una vez.

  • En las tareas del hogar trabaja sin doblar la espalda.

    Busca los palos de escoba y fregona con una longitud adecuada a tu altura. Busca un apoyo para uno de los pies al planchar o cocinar. Flexiona las rodillas para acceder a partes bajas y busca algo seguro para subir en él y alcanzar partes altas.

  • Haz ejercicio moderado y cuida tu peso.

    Fortalecer la musculatura del cuerpo evita el riesgo de lesiones. Además ayuda a controlar el sobrepeso que constituye una sobrecarga que no favorece nada la función de huesos y músculos.

No olvides que ante dolores agudos conviene seguir las recomendaciones de un especialista en medicina. Y no está de más acudir a un fisioterapeuta que, entre otras cosas, te enseñará cómo realizar ejercicios concretos para fortalecer la espalda.

 

Fondo de fotografía creado por Nensuria – Freepik.com

Categorias:
Salud
  • diciembre 16, 2017
  • ¡Me gusta!

Los comentarios están cerrados

La Útil